HABLAR POR INTERNET DE FORMA BARATA PARA LA EMPRESA

La evolución de la tecnología ha influido en nuestras vidas sobremanera. Así, la irrupción del fenómeno Internet ha supuesto un nuevo panorama para el mundo de las telecomunicaciones. En este sentido, Juan Carlos Gámez, José Manuel Palomares y Joaquín Olivares, del Departamento de Arquitectura y Tecnología de Computadores de la Universidad de Córdoba, han realizado un estudio sobre las posibilidades de la tecnología de voz IP para facilitar la comunicación interna de una empresa. Esta tecnología reduce los gastos telefónicos.
La era de Internet ha revolucionado la comunicación. Tanto es así que distintas sucursales de una misma empresa pueden estar conectadas por teléfono entre sí a través de la tecnología Voice Over Internet Protocol, acrónimo de VOIP, por medio de la Red. Ésta es la idea de los profesores de la Universidad de Córdoba Juan Carlos Gámez, José Manuel Palomares y Joaquín Olivares, cuyo trabajo Estudio e implantación de sistemas VOIP en entornos industriales ha sido premiado en la convocatoria del Programa Transfer 2008.
Los profesores Gámez y Palomares responsables del proyecto de Voz IP
Según los profesores cordobeses, el propósito ha sido realizar un estudio donde “se han valorado las potencialidades de esta tecnología y se ha puesto en práctica para comprobar su funcionamiento con diferentes herramientas hardware y software, y en entornos diversos». «Los principales objetivos de este proyecto son, por una parte el estudio de la tecnología para su posible apertura como campo de investigación. Y por otra, se pretende su puesta en marcha para su salida al mercado como producto funcional».
Para ello, han colaborado con la empresa SoftGenil S.L y el Ayuntamiento de Puente Genil, donde se hicieron pruebas consistentes en combinar tanto tecnologías comunes de acceso a Internet (ADSL) como tecnologías inalámbricas.
Este protocolo se basa en transportar la voz, procesada en paquetes de datos mediante Internet, sin que sea necesario tener una infraestructura telefónica convencional, “pudiendo disponer de ésta para hacer llamadas a otras empresas u organismos”. De esta forma, mediante la Red se envían datos, voz o vídeo. Pese a que esta idea de la comunicación VOIP no es novedosa, «aún hay mucho campo por investigar y no está muy implantado ni en las grandes ni en las pequeñas empresas», aseguran los profesores cordobeses.
Los componentes de esta comunicación son los teléfonos IP (parecidos a los fijos de siempre), aparatos avanzados conectados directamente a Internet (IP) mediante cables Ethernet, que también pueden ser inalámbricos pero con conexión a la Red. El intercambio privado entre sucursales, que cambia la ruta del tráfico de voz interno a través de la red Lan o Wan de la empresa. Por último, el software o Softphone, con el que el usuario realiza llamadas VOIP por medio de un ordenador o dispositivo portátil. Incluso hay routers IP que convierten la señal de teléfono IP a analógico, aquí el gasto sólo sería el del router.
Aplicaciones de VOIP
En el caso de empresas con distintas delegaciones separadas geográficamente, con esta tecnología tendrían una reducción de costes, tanto en consumo de teléfono como en líneas, ya que las conexiones entre éstas se producirían por esta tecnología. Esto es, utilizar su red para comunicaciones internas (entre diferentes delegaciones incluso) y utilizar la línea telefónica convencional para comunicaciones externas, con otras empresas, por ejemplo.
Otra de las ventajas de este tipo de comunicación es que puede actuar como una centralita, es decir, permite configurar el horario en el que se pueden recibir llamadas y desviarlas a la sede donde hay trabajadores de la empresa. De esta forma, actúa como contestador automático quedando los mensajes guardados en formato de audio (wav), que puede ser enviado por correo al destinatario o procesado como cualquier otro formato de audio. Además, permite desviar las llamadas incluso a casa, y tener la oficina o despacho en el propio domicilio, entre otras muchas ventajas.
Pero, aunque cada vez son más factibles los entornos empresariales VOIP, este avance presenta algunos inconvenientes a resolver. La solución a adoptar no es única, depende de muchos factores, como el número de extensiones a configurar, el número de extensiones que pueden estar en conversaciones simultáneas, el número de líneas al exterior, el tipo de esas líneas, etc. Estos factores implican diferentes configuraciones, como necesidades de CPU, ancho de banda de la red, etc., para lo que se abre un campo de investigación.
Tecnologia de comunicación VOIP
También se debe considerar que en entornos industriales hay ruidos y otros parámetros que hasta el momento no se han tenido en cuenta, aseguran los profesores Gámez, Palomares y Olivares, que añaden: “Ahí creemos que es donde más problemas vamos a tener, puesto que el ruido de las máquinas y los desplazamientos interrumpen la señal Wifi”.
Tecnología más barata
El proyecto Estudio e implantación de sistemas VOIP en entornos industriales se ha realizado en seis meses, “aunque aún seguimos trabajando para mejorarlo”. “Aporta un valor añadido a la empresa, y reduce los costes”. Los únicos gastos derivan del mantenimiento de la Red; los teléfonos IP, similares a los teléfonos tradicionales, cuyo precio aproximado oscila entre 60 y 200 euros; un terminal inalámbrico, que ronda los 200 euros; una Pda de iguales características a las normales; y una Pda industrial, de mayor tamaño, que cuenta con mayores prestaciones, con un precio que puede superar los 1.500 euros.
Por tanto, para los investigadores cordobeses, esta tecnología tiene más sentido en grandes empresas, o en empresas deslocalizadas. En ellas, se instala en una sede el protocolo VOIP, de modo que en una empresa con sucursales en Córdoba y Barcelona, por ejemplo, en lugar de pagar llamadas nacionales, se podría utilizar esta tecnología para empaquetar los datos vía Internet. Estos datos se recibirían en Barcelona, donde está el potente servidor, que manda la señal a cada aparato telefónico. Así, el gasto se limita al de Internet. Tiene incluso más sentido emplearlo en empresas cuya sede está fuera España, puesto que en las llamadas entre sedes no se produce el coste de una llamada internacional, sino que la comunicación viaja por Internet. De este modo, se pueden establecer configuraciones de lo más variado, por ejemplo, se consigue que las llamadas desde la sucursal del país extranjero a empresas españolas se paguen como nacionales y viceversa.
Programa Transfer
Este programa tiene como objetivo crear una nueva cultura de la Transferencia de Tecnología en el territorio andaluz que implique a todos los actores del Sistema Andaluz del Conocimiento. Es una iniciativa de la Red de Espacios Tecnológicos de Andalucía (RETA) y del Centro de Innovación y Transferencia de Tecnología de Andalucía (CITAndalucía).
Ofrece así una dotación económica a aquellas entidades que se establezcan como nexo de unión entre productores y demandantes de tecnología. El programa Transfer 2008 ha impulsado la firma de 211 contratos de transferencia de tecnología, de los que 22 son compartidos, es decir, se desarrollan entre varias entidades. De la totalidad de proyectos presentados en 2008, el siete por ciento fueron cordobeses.
Profesores autores del trabajo Estudio e implantación de sistemas VOIP en entornos industriales
Herramientas para la comunicación VOIP
Más información:
José Carlos Gámez
Departamento de Arquitectura y Tecnología de Computadores
Universidad de Córdoba
Tel.: 957 21 20 39
Email: el1gagrj@uco.es
Vía

Un comentario en “HABLAR POR INTERNET DE FORMA BARATA PARA LA EMPRESA”

  1. Pingback: Bitacoras.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *